Octubre 26, 2017

EL SIGNO ESCORPIO Y EL SEXO

En el Zodiaco:          Escorpio es el octavo signo.

Regido por:               Marte y Plutón

Simboliza:                 La destrucción y el renacimiento.

Elemento:                 Agua

Estación:                   Otoño

Carácter:                    Muy razonadores, grandes consejeros, desconfiados y posesivos.

Día de la semana:   Martes

Compatibilidad:      Cáncer y Piscis (y Tauro aunque sea de tierra)

Duración:                   Del 23 de octubre al 22 noviembre.  

Si tú perteneces a este peculiar signo lo más seguro es que seas un adicto al SEXO, un indomable. Eres el signo más ardiente y fogoso del zodiaco, es tu naturaleza, lo sabes y valoras.

Eres amante de los riesgos, si alguien te interesa entre más intensa sea la persecución, mejor para ti, ya que ADORAS los retos.

El erotismo contigo puede llegar algo “sobrenatural”. El sexo te mueve y es el impulsor de tu existencia, al grado de entregarte de sobra en tus relaciones sexuales. El misticismo que logras en tus encuentros hace que tus amantes se encadenen a ti desde el inicio y es algo que persigues ya que eres inquieto, persistente y apasionado.

Un Escorpio, adora los besos y abrazos fuertes, los mordiscos, posturas arriesgadas, chupar de “todo”, los juegos y masajes tántricos.  

La parte negativa, tu forma extrema de sentir pasión por algo o alguien puede hacer que llegues a aborrecer u odiar con la misma intensidad y esto te genera frustraciones innecesarias.

Aún siendo tan entregado y lleno de emociones rara vez las externas cuando conoces a alguien, prefieres que los primeros pasos para conocerse los de la otra parte. No eres mucho de compartir tus temores.

Serás siempre un maestro sexual, valiente y audaz, de forma innata sabes “complacer”, no tienes descanso y te gusta llevar a tus parejas al límite. Amas lo extremo.

PD.    Si quieres conquistar a Escorpio tienes que ser todo menos ABURRIDO o reservado. Pero ojo, los Escorpio pueden ser venenosos y vengativos, no juegues con ellos.

 

Fuente: Karla Villa

#ambos #ellas #ellos